5 ene. 2014

Deja que te diga una cosa...

A ver, no queda otra. 2014 es el año en el que no hay que dar ni un paso atrás, no tolerar lo que nos hace daño y a quien lo hace adrede, por inacción o ideología. Quieren que nos asustemos, que seamos carne de cañón, que no seamos rebeldes, que no elevemos la voz cuando nos aprietan. El ejercicio de esta profesión acarrea más enemigos que amigos, más sinsabores que alegría. Pero lo que detesto profundamente es quienes, sea donde sea, exhíben un falso talante demócrata, solidario o corporativo. Siento asco, y aprecio en cambio el esfuerzo de quien solo ha hecho una cosa en su vida, trabajar con respeto, realtad y con la libertad que ha podido, la que le han dejado. Os quiero.

¿Lo habríamos hecho de estar allí?

Son momentos duros para todos. No damos crédito a lo que vivimos estos días, en todos los planos. Un periodista se lanzó a hacer unas preguntas, un ruego, pero no tuvo éxito. He visto el vídeo varias veces y me pregunto: ¿Lo habríamos hecho de estar allí? Ojalá encontremos el camino entre todos, hay demasiado dolor ya en España. A no ser que haya una hoja de ruta...

¿Te han regalado un ebook?

Un aeródromo en Trebujena por 4 millones de euros

El aeródromo está totalmente equipado.
Lo acabo de descubrir en la web www.venderachinos.es. Un jerezano, abogado, el apreciado Antonio de la Herrán, vende por 4 millones de euros un aeródromo privado en Trebujena: "Consta de centro turístico, pista asfaltada de 1200 por 24 metros, 400 metros oficinas, aulas y servicios 2.400 metros de hangares, torre con todas las autorizaciones, posibilidad de air park residencial en terrenos colindantes".

La web Vender a Chinos va de eso, es un portal de anuncios traducidos al chino, un sector emergente en España con poder adquisitivo. En el mismo portal leo que Antonio también vende una casa señorial, preciosa, en pleno centro de Jerez (calle Francos), por 850.000 euros: "Centro histórico, 1.200 metros solar, 1.000 construidos, buen estado estructural, 40 habitaciones, suelos de mármol, dos jardines, bodega garage de 400 metros. Yo he comprado lotería, a ver si puedo quedarme con la casa y el aeródromo, para el jet (¿podré aterrizar?). Suerte al vendedor. Y espero tenerla yo, claro.