20 oct. 2010

Cosas de periodistas y políticos



Escribir en libertad es lo que intentamos algunos todos los días. Hay mañanas que sale bien y otras que no, hay tardes inspiradas o otras en las que las musas andan acojonadas, y las noches, ay las noches, son las mejores. Por tantas razones que ahora no tengo tiempo de detallaros. Dejas el comentario programado a las 5.00 y cuando andas en siete sueños con la conciencia tranquila, la noticia se autopublica en el blog y la suerte está echada. Luego la cosa no tiene remedio, ya está en la memoria caché, en la red por los siglos de los siglos. Y dices qué carajo, que le den, si de todas formas ese mamón/a nunca te ha caído bien y sabes que es discípulo de Satán. Hoy lo haré.

Acabo de hablar un rato con un viejo amigo de lides periodísticas, Jorge Bezares, delegado del Grupo Joly en Madrid, que en los últimos tiempos viene lanzando aceradas críticas contra quienes ejercen el poder en la provincia. Jorge es un tipo de raza, y eso, cuando te lo dice un mediocre, es para echarse a temblar, entre otras razones porque los mediocres son mayoría. De pronto, hablando con Jorge, he recordado tantas y tantas peripecias de quienes peinamos canas dignamente y nos mantenemos en la briega diaria. Joder, no somos mala gente como dicen esos cabrones apalancados. Un poco ingenuos, antes, algo despiadados hoy si cae la pieza.

Es tan efímero todo, tan frágil, sin ir más lejos el responsable de la página web de La Moncloa ha eliminado ya las fotografías de los ministros salientes y ha colgado los retratos de los nuevos responsables de las carteras, antes de que hayan jurado o prometido su cargo ante el Rey. Ese acto está convocado para mañana a las 17.00 horas en el Palacio de la Zarzuela y sólo después los nuevos ministros recibirán la cartera de sus antecesores. Tienen prisa. Ni las formas.

Vuelvo al sur. La cosa está al rojo vivo en el PSOE de Cádiz. Y las lanzas vuelan por encima de nuestras cabezas. Y es complicado mantener el equilibrio sin incomodar a nadie. O que cambien estampitas entre unos y otros de distinto signo. Habrá grandes acontecimientos -dudo que una gestora o cambios notables- pero será tras las elecciones municipales. Entonces vendrán los ajustes de cuentas, las decisiones sin piedad y los nuevos nombres. Ahora toca currar.

Es lo que tiene que aun quedemos periodistas con memoria histórica (qué bueno es mi amigo Paco Sánchez Zambrano) y políticos que intentan mantener el tipo con dignidad. Aunque también quedan de los otros, mercenarios a un lado y otro, en ambas profesiones, capaces de vender su alma al diablo por cuatro sextercios. Baratos salen. No todo tiene precio en la vida, aunque creamos a veces lo contrario. Un buen profesional es alguien a cuidar, como especie en vía de extinción, es algo especial, todavía con espíritu altruista. Creo en la rebelión de los mansos.

Un gobierno con peso y acento andaluz

Será bueno para Andalucía que Rosa Aguilar asuma el Ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino. Una buena inversión para los andaluces y para el presidente, Pepe Griñán, que apostó por ella pese a algunas reticencias en su partido.

En lo personal, me alegro por ella, y en lo político se enfrentará a un ministerio complejo en el que su antecesora ha naufragado. Tengo un buen criterio de Rosa, a quien conocí como alcaldesa durante mi etapa en ABC de Córdoba, junto a Antonio Castro, que pronto será noticia.

Griñán ha dicho hoy en Jerez que la consejera va a tomar posesión de una cartera "importante para nosotros porque somos la comunidad con mayor volumen de producción agraria, con 900 kilómetros de litoral y tenemos prácticamente la superficie protegida más importante de España".

Si quisieran ejercer el poder andaluz como un lobby no tendrían mayor problema en el nuevo ejecutivo del presidente José Luis Rodríguez Zapatero. Andalucía cuenta con la malagueña Trinidad Jiménez (Asuntos Exteriores), el gaditano Manuel Chaves (vicepresidente tercero), la cordobesa Rosa Aguilar (ministra de Medio Ambiente), el jienense Gaspar Zarrías (secretario de Estado), su también paisano Valeriano Gómez (ministro de Trabajo) y la gaditana Bibiana Aído (secretaria de Estado).

Reino Unido detalla su plan de austeridad: recortará 490.000 empleos públicos

No se andan con remilgos ni le tienen miedo a los sindicatos. Pero si triunfan, el efectó dominó será terrorífico. El ministro británico de Economía, George Osborne, ha detallado en la Cámara de los Comunes el programa de recorte del gasto público, cifrado en torno a los 80.000 millones de libras (91.023 millones de euros), y que incluye un recorte de 490.000 puestos de trabajo en el sector público en los próximos cuatro años.
Entre otros recortes, el Ejecutivo británico tiene previsto aumentar la edad de jubilación estatal hasta los 66 años en 2020, algo que, según Osborne, están haciendo actualmente muchos países y que permitirá el ahorro antes de finales de la próxima legislatura de 5.000 millones de libras (5.689 millones de euros) al año.
Asimismo, Osborne anunció un recorte adicional en las prestaciones sociales de 7.000 millones de libras (7.964 millones de euros), que se suman a los 11.000 millones de libras (12.515 millones de euros) que ya se especificaron el pasado mes de junio.

Griñán avisa a los 'desintegradores'

El presidente de la Junta de Andalucía, Pepe Griñán, ha visitado el Ayuntamiento de Jerez de la Frontera, dieciocho meses después de llegar al cargo, aunque hace un año visitó el término municipal con motivo de las graves inundaciones. A su llegada, Griñán ha sido recibido por la alcaldesa del municipio, Pilar Sánchez, y el delegado del Gobierno de la Junta en Cádiz, Gabriel Almagro.

Con posterioridad, el presidente de la Junta ha recorrido la Casa Consistorial, donde ha saludado a la corporación municipal y ha firmado en el Libro de Honor del Ayuntamiento. Una visita carga de mensajes, a decir de muchos. Y a la que seguirán otras muchas, de distintas administraciones, en apoyo de una alcaldesa a la que han masacrado desde el propio partido.

Y me temo que se le ha acabado la paciencia al presidente-secretario general, porque hoy ha advertido a la dirección provincial del PSOE en Cádiz que "el que no integre y no dialogue tendrá un problema". En declaraciones a los periodistas, Griñán ha contestado así a las críticas públicas realizadas por miembros de la Ejecutiva Provincial del PSOE en Cádiz, como las realizadas en el Grupo Joly por José Luis Blanco, donde ha acusado al secretario provincial, Francisco González Cabaña, de no tener "educación ni gallardía".

El secretario general de los socialistas andaluces ha manifestado que no había visto las declaraciones de Blanco (sorprendente teniendo en cuenta sus recursos), pero ha recordado que "siempre voy a exigir a la militancia unidad, cohesión y disciplina y a la dirección, integración y diálogo, y el que no integre y no dialogue, tendrá un problema".

En declaraciones a los periodistas, Griñán ha manifestado que Pilar Sánchez es una alcaldesa que ha demostrado que "ella misma" ha ganado unas elecciones con mayoría absoluta en una ciudad que "parecía impensable". Ha querido expresar su "total solidaridad y apoyo personal a Pilar". Así, ha afirmado que "a partir de ahora y hasta las elecciones Pilar va a tener mi pleno apoyo".

¿Sergio Moreno vuelve a Jerez?

Sería un magnífico número dos en la lista de Pilar Sánchez. Una vez que la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, abandone su cargo, el jerezano Sergio Moreno Monrové -con una larga trayectora administrativa y política- dejará de ser el jefe de gabinete de la vicepresidenta. Además, Sánchez necesita un vicealcalde (posible, según la Ley de Grandes Ciudades) con experiencia y seriedad suficiente para encarar la difìcil situación económica que atraviesa el consistorio.

Una crisis provoca otra crisis

Aplauso para De la Vega en el pleno del Congreso



Pudo ser el pasado fin de semana (de hecho Rubalcaba anuló la agenda en la provincia de Cádiz, aunque no en Huelva) pero es hoy, en pleno debate de los Presupuestos: jugada mediática de libro. Los cambios, adelantados por EL PAÍS, van ocupando poco a poco las portadas de todos los periódicos digitales. La crisis de gobierno de Zapatero tiene como efecto otra crisis, la del Gobierno de Griñán, que deberá sustituir a Rosa Aguilar, que da un gran paso accediendo a un ministerio complicado (Medio Ambiente, Rural y Marino), pero ¿y Chaves? ¿qué pasa con el vicepresidente tercero? Los digitales no dicen nada al respecto: curioso.