15 mar. 2014

¿Poder jerezano?


Tengo sobredosis de información y no me inquieta, me emociona y divierte lo que está pasando en Jerez. Hay movimientos telúricos que si fracasan será por esa manía de algunos de verlo todo en clave personal. Pero no por falta de ganas, talento y diversidad. Mi guerra es mi familia, los proyectos en los que ando inmerso, pero nadie, repito, nadie, me va a impedir disfrutar de una vez de la tierra donde nací. Y no me quiero perder, como ciudadano, esta batalla. Aquí hay sitio para todos o para nadie. Y con dignidad se llega a todos lados, se cumplen objetivos, siempre. Respeto pero no sumisión. Sé, perfectamente, que mi padre se sentiría orgulloso de mí. Sin miedo, palante.