31 dic. 2009

En 2010 guerra al pesimismo



No hay nada peor que el pesimismo, en todo. Seamos optimistas en 2010, porque si lo hacemos muchas cosas nos pueden salir bien. Estoy completamente seguro de ello. Eso no quita para que contemos, en esta profesión, las verdades del barquero. Pero el mundo, España no se va al carajo, quedamos muchos para impedirlo, con ideas, con propuestas, con optimismo a raudales. Cada vez tengo más a quienes defender, más causas nobles por las que luchar y cada vez me gustan menos los que ejercen la política como una forma de perpetuarse y de dar por culo a quien no está de acuerdo con ellos, en la lealtad de la sana discrepancia. Tiene que pasar algo, tiene que llegar una nueva generación, tenemos que sanear el patio, por las buenas a ser posible. En 2010 le voy a declarar la guerra al pesimismo, quien avisa no es traidor. Felicidades y a pelear duro.

La secretaria



Los que creen que Ana Hughet pertenece al coro mediático de la patata del PSOE andan muy descaminados. Aunque no mantengo con ella muchas conversaciones, por si no lo sabía, me merece gran respeto. Hace bien las cosas con los recursos que tiene y haría mal Pepe Ganaza en prescindir de ella por las razones que fuere y mucho menos debería apartarla de su puesto de jefa de informativos porque Radio Jerez debe mantener su independencia informativa, a lo que contribuimos muchos en otros tiempos peores que los de hoy.
"La secretaria de la alcaldesa de Jerez, Pilar Sánchez (PSOE), cobra un complemento de productividad mensual de 2.772,12 euros. Esta cantidad se suma al sueldo de 1.100 euros que percibe como auxiliar administrativo. La cifra se refleja en un documento oficial emitido por el departamento de Recursos Humanos del Ayuntamiento de Jerez el 16 de noviembre de 2009". Eso afirma Ana en El País. Es decir, que cobra, según El País, 3.872 euros mensuales. No está mal. Más que el asesor de un ministro. Que la secretaria de la alcaldesa gane un buen sueldo no me parece mal, porque son muchas horas, es un trabajo estresante, comprometido, confidencial.
La diferencia entre esta etapa socialista de gobierno y la de Pacheco, que recuerdo nítidamente, está en que ahora se saben estas cosas y antes no. Era poco menos que tabú. Si Pilar Sánchez quiere que su personal esté bien pagado, que lo regule con luz y taquígrafos y busque a los más y las más preparados/as para el puesto, que es de máxima confianza para un alto cargo, como el chófer o el escolta. Hay quien impone sin remilgos a quien tiene como conductor y ni sale a la palestra ni nadie se rasga las vestiduras por ello, lo que no quita para que esa persona se permita criticar conductas similares en otras de distinto signo político.
Me cuentan que si la cosa no cambia, antes de Semana Santa puede haber novedades, que hay ediles díscolos que vuelven a descolgar el teléfono para hablar con Cabaña o abren la puerta de su despacho alguna mañana que otra para contarle batallitas jerezanas. Es decir, que o en 2010 Pilar agarra el toro por los cuernos o el morlaco le va empitonar definitivamente. Pilar tiene que tomar decisiones en torno a sus asesores y ediles, dar ejemplo, tiene que haber sacrificios y no de cara a la galería, ella lo sabe y quienes accedieron a la condición de asesor/a sin reunir las cualidades necesarias, también.
Y por cierto, es de chiste que altos mandos del ayuntamiento, que me deberían acreditar que entraron por derecho antes de que nadie les muestre respeto, anden poniendo chinas en el zapato municipal, adviertan de rayos y centellas en el horizonte jerezano. Cielos, tanta hipocresía me revuelve el estómago de tal manera que no lo aguanto. Pero hay una cosa clara, hay que ir con la verdad por delante, siempre, cueste lo que cueste, sea el PSOE o el PP, o IU. Solo de esa forma nadie te puede echar en cara nada. Ah, y nada, ni nadie es lo que parece. Eso ya lo va sabiendo Pilar Sánchez.
En cuanto a la secretaria, si hace bien su trabajo (no lo sé, la verdad) no tiene precio. Si algún tuviera derecho a ella, como me pasó en otros tiempos, les aseguro que iba a tener el mejor sueldo posible, con claridad. Y que sería la más cualificada posible. La de Pilar, con la de asuntos a solventar que tiene la alcaldesa de nuestras entretelas, lo gana bien, pero no seamos fariseos, recordemos otros tiempos, por favor, miremos a un lado y a otro. Si la chica lo vale y lo trabaja, pues olé. Pero ocultarlo es un error y ella no tiene la culpa. Dicho queda en esta ciudad donde decir las cosas tiene precio, y eso sí que me preocupa mucho, cada vez más. Bonita canción la de Mocedades, pero no busquéis tres pies al gato, es solo una canción.

Los bufones




No me va, por mucho que paguen bien, pero respeto a quienes ejercen como tales, siempre y cuando no me toquen las partes nobles. En ese caso no tengo piedad. He cambiado, lo confieso, soy mal enemigo, si puedo letal. Será que me han hecho así quienes han abusado de mi bonhomía y esa extraña costumbre heredada de mi padre de confiar en todo el que se me cruza creyendo que será consciente de que todos tenemos el mismo fin.
Y encima, alguno presume de cristiano viejo con valores. Yo lo echaría del templo con el látigo más cruel. Pierdan cuidado aquellos que van por derecho y me declaran sus diferencias abiertamente, con esos me bato el acero y de cara. Átense los machos quienes creen que me acabo de levantar del suelo, caído del guindo y no me entero de lo que pasa, de lo que hacen, a lo que dedican el tiempo libre, de como le complican la vida a los sanos de corazón, a las personas que no pueden o quieren expresarse con libertad como yo lo hago todos los días, gracias a mi familia, que me mira absorta al escucharme reir tras un comentario o al encontrar la canción justa.
No tengo alma de bufón, más bien de espíritu libre hasta donde puedo, y menos aún practico la genuflexión o culpo a otro de mis meteduras de pata (antes lo hacía, lo admito). Os recomiendo hacer un blog, usarlo, es la mejor terapia para aguantar todos los días.
Y el amor, el de los tuyos, siempre a mano, no olvidando nunca lo que importa en la vida. Pero bufón, ¿bufón?, en absoluto. No puedo fingir. Si me quieres será a mi modo, tal como soy. No tengo otros principios si estos no te gustan, no soy Groucho Marx, que me flipa. Prefiero al gato cabroncete y previsible de Shrek. Y ¿sabes? me emociona tanto esta canción, aún, a estas alturas. Mi corazón no está tan oxidado. Buenas noches y buena suerte (peaso de peli).

'Guadaleteando'



No recomiendo por casualidad el blog 'En torno a Jerez", sino porque me parece que está hecho por gente con sensibilidad. Si pudiera habría hecho lo mismo que ellos, un recorrido general por toda la vega del Guadalete: de Los Hurones al Puente de Picao, de Bornos a Arcos, Arcos y el Salado de Espera, La Barca, los poblados de Colonización, La Ina y La Cartuja, Las Pachecas y El Portal. "El río recuerda que su cauce hay que respetarlo, que en las zonas inundables no se debe construir y que las riberas no se pueden ocupar ya que no hay diques ni azudes móviles que pueden detener sus avenidas" dice Agustín García Lázaro. Os recomiendo leer el reportaje con detenimiento, me ha gustado.