19 feb. 2012

La clave bancaria en Bahía Competitiva

El ex director de la sucursal, antes de declarar. Foto La Voz de Galicia.





Dice La Voz de Galicia que "Francisco Javier Otero García, exdirector de la oficina de La Caixa en A Pobra al que le imputan una supuesta estafa y un delito de falsedad documental, habrá pasado en los últimos días por el peor trago de su vida tras ser detenido y pasar toda la tarde del viernes declarando en el juzgado de Ribeira por las acciones iniciadas contra él por la entidad bancaria. Sin embargo, este no es el único proceso penal al que está ligado su nombre. En su día, cuando se detuvo al pobrense Alejandro Dávila Ouviña, acusado de conseguir subvenciones millonarias en Cádiz para montar empresas que nunca llegaron a materializarse, Francisco Javier Otero ya tuvo que declarar como testigo después de que el cabecilla de la trama le vinculase a esas operaciones a través de unos certificados cuya autoría atribuyó al exdirector de La Caixa en A Pobra. El proceso por esta cuestión sigue abierto y las diligencias se instruyen desde Cádiz". (Ver La Voz de Galicia)


Los diarios ABC, La Voz de Cádiz y El Mundo siguen con el escándalo del Plan Bahía Competitiva, destapado por el tercer medio en verano de 2011, tras conocerse a través de un teletipo de Europa Press que el Ministerio de Industria reclamaba a varios empresarios ayudas y anticipos concedidos a proyectos que, por distintas causas, no habían salido adelante. 

Algunas personas que participaron en la gestión documental se apartaron rápidamente y, al parecer, se ocuparon de dar cuenta de sus temores a las autoridades implicadas. Y luego, entre marzo y abril, la Junta denunció el caso judicialmente y ante el Banco de España. El asunto sigue ocupando espacio en los medios, en el fuego de una actualidad marcada por la precampaña política de las elecciones andaluzas.

La Voz de Cádiz: Empresarios salpicados


PP y PSOE se han lanzado, con sendas notas de prensa, los trastos a la cabeza:

Ante la estrategia mediática de calumnias e injurias del PP sobre el papel de la Diputación en las ayudas del Plan de Reindustrialización

González Cabaña exigirá mediante notario a Loaiza una rectificación de las graves acusaciones del PP

El secretario general considera todo una cortina de humo para desviar la atención de la petición del fiscal en el caso Zona Franca

Ante las declaraciones calumniosas e injuriosas del presidente del PP, José Loaiza, en las que habla de conclusiones de una investigación policial, el secretario general del PSOE de Cádiz, Francisco González Cabaña, considera que quien debe dar explicaciones no es otro que él mismo en relación con dichas conclusiones de la investigación.

González Cabaña se pregunta “cómo conoce el señor Loaiza esas supuestas conclusiones, si es que pertenece el señor Loaiza al Cuerpo Nacional de Policía o simplemente utiliza la mentira una vez más para difamar a los socialistas”.

“¿Ha olvidado el señor Loaiza que él mismo junto a su diputado de Empleo reconoció públicamente en una rueda de prensa que la gestión del IEDT en la evaluación de las ayudas había sido escrupulosa? ¿Ha olvidado el señor Loaiza que reconoció que el equipo de Gobierno había apoyado el informe de los técnicos y que estos habían obrado correctamente? ¿Ha olvidado el señor Loaiza que el informe que se eleva al ministerio de Industria hace observaciones en relación con dichas empresas alertando precisamente sobre la acumulación de ayudas al mismo empresario y aconsejando su reducción?”, inquiere González Cabaña que le cuestiona si “le lleva su mala fe a olvidar que la Diputación ni aprobaba ni denegaba las ayudas”.

El dirigente socialista reta a Loaiza a que “denuncie ante la Fiscalía la actuación de la Diputación provincial de Cádiz en este tema porque en caso contrario, recibirá una petición notarial de rectificación sobre las falsedades y graves acusaciones vertidas en el día de hoy, amparándose en supuestas conclusiones de una investigación policial lo que demuestra su cobardía”.

Sostiene González Cabaña que “el señor Loaiza persigue en realidad con esto una cortina de humo para desviar la atención sobre el escrito de calificación de la Fiscalía en el caso de la Zona Franca de Cádiz”.

“Reto al señor Loaiza a que cree una comisión de investigación para determinar la correcta actuación de la Diputación que en todo momento se atuvo a la legalidad marcada por la orden ministerial”, propone.

Para González Cabaña, “el señor Loaiza actúa como el quitavergüenzas de Javier Arenas en esta provincia ya que buscando exclusivamente réditos electorales cuestiona al mismo tiempo el consenso que sobre estas ayudas han manifestado siempre los agentes económicos y sociales de la provincia quizás para justificar que, a día de hoy, no se haya publicado, ni sepamos cuándo se va a publicar, ni mucho menos la cuantía de la nueva convocatoria del plan de reindustrialización”.

A su juicio, “ignora deliberadamente la creación y mantenimiento de puestos de trabajo que se ha generado con las anteriores convocatorias y simplemente juega sucio, calumnia y difama siendo consciente- como bien manifestaron él mismo y el señor Romaní- de la correcta actuación de este tema en la Diputación de Cádiz”.

El secretario general del PSOE subraya que “Loaiza juega con el buen nombre del Cuerpo Nacional de la Policía” y advierte de que “habrá que pedir explicaciones por todo esto tanto a la delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo, como al subdelegado del Gobierno en la provincia, Javier de Torre”.

“El PP y el señor Loaiza en lugar de perder el tiempo jugando a películas de policías y ladrones debería ocuparse como presidente de la Diputación de ayudar a los ayuntamientos en situación económica delicada sin privilegiar a unos sobre otros; debería explicar qué perjuicio económico, qué agujero va a provocar en las arcas de la Diputación la farsa de la ruptura pactada a escondidas en su despacho del convenio de recaudación con el ayuntamiento de Jerez. A eso se tiene que dedicar, a explicar el daño millonario sobre la Diputación y el conjunto del servicio de recaudación de los ayuntamientos de la provincia”, concluye.



NOTA DEL PP

Loaiza exige a Griñán que tome medidas ante las irregularidades del Bahía Competitiva
•    El presidente del PP de Cádiz exige a González Cabaña que explique su relación con Antonio Perales y que aclare si, cuando era presidente de la Diputación, en su despacho se tomaban medidas sobre el destino de las ayudas

17 febrero 2012. El presidente del Partido Popular de Cádiz, José Loaiza, exige al presidente de la Junta de Andalucía y secretario general del PSOE andaluz, José Antonio Griñán, que tome medidas ante las nuevas informaciones conocidas de irregularidades en el Plan Bahía Competitiva y en las ayudas a la reindustrialización.

El dirigente popular afirma que el PP ya conocía la existencia de irregularidades, pero no sabíamos que llegaría a estos niveles el fraude del Bahía Competitiva, que apunta a la desviación de fondos públicos a paraísos fiscales y su uso especulativo en bolsa. Es escandalosa la gestión de unos fondos públicos, cuyo fin era la creación de empleo, más aún en la provincia de Cádiz con la tasa de paro más alta del país, manifiesta.

Loaiza califica de vergonzoso los nuevos hechos conocidos y considera preocupante las conclusiones de la investigación policial que apunta a una trama organizada que salpica al PSOE de Cádiz.

En este sentido, el presidente de los populares gaditanos afirma que el secretario general del PSOE de Cádiz, Francisco González Cabaña, tiene dar una explicación urgente. González Cabaña tiene que explicar su relación con el ex gerente del Plan Bahía Competitiva, Antonio Perales, y aclarar si en su despacho, cuando era presidente de la Diputación de Cádiz, se tomaban decisiones relacionadas con el destino de las ayudas, sentencia.
Loaiza pregunta al máxima responsable del PSOE andaluz, José Antonio Griñán, si no piensa tomar medidas y exigir responsabilidades políticas ante unas anomalías en la gestión de las ayudas. Griñán y Cabaña están separados políticamente, pero los unen las irregularidades en sus gestiones, como son el caso del fondo de reptiles y el escándalo del Bahía Competitiva, respectivamente, concluye.

No hay comentarios: