16 abr. 2012

Dos copitas


Cuando uno es cargo público debe tener cuidado con su conducta, porque nada es personal, no se deja el cargo en el maletero del coche cuando uno sale de juerga, a la que cualquiera tiene derecho dentro de un orden. Hoy, el mandamás del PP gaditano, Pepe Loaiza, ha estado elegante por un lado -al enjuiciar como asunto privado lo de la dimisión del delegado de Agricultura- y se ha pasado tres pueblos al recordar que "no hace mucho" al alcalde de Villaluenga del Rosario, Alfonso Moscoso (PSOE), "lo cogieron ebrio y no ha dimitido todavía", apuntando que "allá el PSOE y su gobierno con lo que hace". Loaiza tiene que tener cuidado porque hoy, con poco, la tasa de alcoholemia te puede dar un susto y con tanto cargo del PP dando vueltas por esas carreteras de Dios, igual pasa algo parecido y a ver qué hacemos. Blanco ha dimitido. Y es el hecho. Que se defienda como pueda.

No hay comentarios: