24 ago. 2015

El incierto futuro del Partido Andalucista

Antonio Jesús Ruiz, secretario general del Partido Andalucista. Foto PA
(Leer escuchando Elation, deIsbells)

“Una serie de catastróficas desdichas” es una película de 2004, con el histriónico Jim Carrey que no permite término medio, o te gusta o lo odias. Es una comedia del género fantástico que narra las desventuras de Violet, Klaus y Sunny Baudelaire, tres huérfanos. Tomo prestado el título porque nada podría resumir mejor la historia del PA, de los andalucistas, cuyas rencillas y desventuras nunca han permitido que en Andalucía contáramos con un partido nacionalista, basado en una defensa a capa y espada de nuestra tierra. El andalucismo da para tres libros.

No se sabe si tras su congreso de septiembre Antonio Jesús Ruiz, el actual secretario general del PA, asesor del grupo andalucista en la Diputación de Cádiz, donde gobiernan con el PSOE, será el que apague la luz dando carpetazo a medio siglo de historia. Ayer dijo: “Ni he estado en ninguna reunión con Ciudadanos, ni espero ningún acuerdo con ese partido. El Andalucismo no tiene nada que ver con Ciudadanos”.  Todo es parte de una respuesta a una información firmada por el subdirector del Gupo Joly, Juan Manuel Marqués Perales, una de las personas que más escribe y opina sobre política en el panorama mediático andaluz.

Hay algunas cosas que tengo claras y una de ellas es que la responsabilidad de que los andalucistas, el andalucismo, no haya cuajado más como opción política, es de sus dirigentes. Los históricos y, en menor medida, los actuales. No han sabido evolucionar como lo han hecho otras formaciones del nuevo tiempo político y del antiguo (en ello está el PSOE). Una pena. Yo amo Andalucía mucho, cada día más, y por eso espero que no desaparezcan, por ahora.

Tiempo Libre
El socialista Fran González tiene claro que una cosa es la defensa de lo público y otra que la actual situación de las arcas públicas en todas las instancias no permite muchas alegrías. Me refiero al futuro de la residencia del Tiempo Libre, de Cádiz, hoy cerrada y llena de recuerdos de vacaciones de miles de trabajadores. 

El grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Cádiz, que no gobierna pero controla, ha presentado a Pleno una propuesta instando al equipo de gobierno a que realice los trámites necesarios para la aprobación inicial de la modificación puntual del PGOU, con el objetivo de ejecutar el convenio suscrito con la Junta de Andalucía en relación a los 8 inmuebles propiedad del ente autonómico.

“Nosotros somos defensores de lo público pero, teniendo en cuenta la situación económica de las administraciones, apoyamos que los escasos recursos con los que cuentan actualmente deben ir destinados a servicios tales como la educación, la sanidad o la protección social, dejando edificios como el del Tiempo Libre a la inversión privada”, defiende Fran González. Pues nada, dicho queda, y clarito para que lo entiendan tanto el alcalde, José María González como el delegado del Gobierno, López Gil.

Las obsesiones de El Español
Me descubro ante el proceso de puesta en marcha de El Español por parte de Pedro J. Ramírez. Su ideario quedó claro ayer: “Desde que el 1 de enero anuncié la fundación de EL ESPAÑOL vengo diciendo que lo haremos juntos. Ha llegado el momento de pasar a la acción. Aquí están nuestras 25 obsesiones a modo de ponencia. Si sois accionistas o suscriptores tenéis dos semanas para valorarlas, comentarlas, enmendarlas o completarlas. Puesto que seremos vuestra voz, esperamos vuestra ayuda para moldearla y modularla”.

Hay una que me ha llamado poderosamente la atención. Es la número 15: “Todos los ciudadanos españoles deben tener derecho a las mismas prestaciones, independientemente del territorio en el que residan. Además, un paciente nunca tendría que sentirse intruso en una región que no sea la suya. Hay que implantar una sola tarjeta sanitaria en todo el país. Los avances médicos permiten hoy mantener con vida a enfermos terminales que se hallan en una situación irreversible. Por encima del deber médico de luchar por la vida creemos que está el derecho del paciente a morir dignamente sin que se empleen con él medios desproporcionados que alarguen su agonía. En España debe abrirse, como ocurre ya en otros países, el debate de la despenalización del suicidio asistido en determinados supuestos”.

La Vuelta
Por cierto, una gozada ver Andalucía en TVE gracias al recorrido andaluz de la Vuelta Ciclista, que comenzó este sábado con la contrarreloj de Marbella, y que consta de ocho etapas y se prolongará hasta el próximo 29 de agosto, atravesando numerosas localidades de las provincias andaluzas de Málaga, Sevilla, Cádiz, Córdoba, Jaén y Granada. La cuarta etapa será mañana martes 25 de agosto: Estepona - Vejer de la Frontera (209,6 Km) y la quinta al día siguiente: Rota - Alcalá de Guadaira (167,3 Km), con lo que atentos a la vuelta.

Hermanos del Sáhara

Una de las voces de la causa saharui, Mariem Hassan, nos ha dejado. Falleció en los campamentos de refugiados de Tinduf, este pasado junto a su familia tras una década luchando contra el cáncer. Desde los 17 años, cuando tuvo que huir a causa de la invasión de Marruecos, se dedicó a cantar en defensa de su pueblo, con el que España siempre tendrá una enorme deuda pendiente. Os dejo una canción de ánimo a sus compatriotas, a nuestros hermanos del Sáhara. Yo no les olvido, nunca.

No hay comentarios: